viernes, 13 de noviembre de 2015

Yaiza Afonso pregunta por el inicio de las obras para la Casa del Carnaval, anunciadas desde 2011



La concejala advierte de la insalubridad de la zona donde está el edificio
Foto: Diario de Avisos.
Yaiza Afonso, concejala de Sí se puede en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, preguntará en el Pleno ordinario de este mes por la fecha estimada de inicio de las obras de la Casa del Carnaval, un viejo proyecto del municipio que, tras años de idas y venidas, fue anunciado oficialmente por el alcalde, José Manuel Bermúdez, en 2011, pese a lo cual aún sigue siendo solo un proyecto sobre papel y un edificio que, aunque nuevo, presenta ya un estado lamentable.

Dada la singular importancia que tiene la fiesta del Carnaval en Santa Cruz y el número de empleos que se podrían generar en torno a esta idea, Afonso cree necesario que el Ayuntamiento dé por fin una fecha fiable para el comienzo de las obras, pues desde el citado anuncio de 2011 el proyecto se ha retrasado una y otra vez sin que el grupo de gobierno dé explicaciones al respecto.

Además, la concejala también preguntará al Pleno si se ha llevado a cabo alguna acción para resolver los problemas de insalubridad que se registran en la zona del barranco de Santos donde se construyó el edificio que albergará la Casa del Carnaval. A pesar de que se trata de una obra nueva –ejecutada simultáneamente al viario del barranco–, este inmueble ya presenta un estado de abandono que hace imposible la ejecución inmediata del proyecto.

Reiterados retrasos
La Casa del Carnaval ha sufrido reiterados retrasos desde que el proyecto fue anunciado, en 2011. En aquel momento se indicó que las obras comenzarían dos años después, algo que no sucedió, recuerda Afonso en el texto de su pregunta. Después se barajaron otras fechas y en 2014 se afirmó que se llevaría a licitación el pasado febrero, pero de nuevo todo quedó en la misma situación. Finalmente, la Junta Municipal de Gobierno aprobó el 27 de julio de este año los pliegos de contratación, con una inversión de 1,1 millones de euros, y anunció que la fecha de finalización sería el verano de 2016, algo que parece difícil de llevar a la práctica.

Sí se puede ha defendido desde hace años la necesidad de articular en torno al Carnaval una infraestructura que no solo aporte vitalidad a la fiesta durante todo el año y pase a formar parte de la oferta turística de la ciudad, sino que sea un motor de generación de empleo local. Sobre este extremo, ya en el año 2009 el arquitecto Joaquín Galera, militante de Sí se puede, presentó ante la sociedad santacrucera un proyecto de edificio para tal fin que se autoabastecería con energías renovables.