martes, 27 de octubre de 2015

Eligio Hernández advierte “cierta laxitud” en la regulación de las terrazas en el centro de la ciudad



El edil pregunta al Pleno qué procedimientos emplea el Ayuntamiento para la inspección y comprobación del cumplimiento de las ordenanzas
Eligio Hernández Bolaños, concejal de Sí se puede en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, señaló hoy que advierte desde la Corporación “cierta laxitud a la hora de aplicar la norma reguladora” de la instalación de terrazas en las vías públicas del centro, lo que está ocasionando “ciertas disfunciones en la ‘paz social’ de esta zona de la ciudad”.

El edil ecosocialista dijo que muchas vecinas y vecinos de la zona centro le han manifestado a Sí se puede su malestar en relación con las consecuencias que sobre el sosiego y la accesibilidad está teniendo la ocupación del espacio público para la instalación de terrazas. Por ello, Hernández ha registrado una pregunta por escrito sobre este asunto para ser respondida en el Pleno ordinario del próximo viernes.

Concretamente, el concejal quiere que el grupo de gobierno le indique qué procedimientos emplea el Ayuntamiento de Santa Cruz para la inspección y comprobación del cumplimiento de la Ordenanza Municipal de Paisaje Urbano en lo relativo a las instalaciones de terrazas, incluyendo mesas, sillas y parasoles, en dominio privado o público.

Hernández considera necesario compatibilizar la instalación y uso de las terrazas con los derechos de la ciudadanía residente en las zonas donde se habilitan. Por ello, y aunque la citada ordenanza y las modificaciones en la que regula la tasa por uso de dominio público señalan que estos espacios tienen como objetivo contribuir “al esparcimiento y a las relaciones sociales” y favorecer “la proyección de una imagen abierta y acogedora de nuestra ciudad y sus gentes”, estos propósitos no pueden lograrse en detrimento de la calidad de vida de los y las residentes ni del resto de viandantes.

Por ello, y asumiendo como legítimo el objetivo último de lo establecido en las citadas ordenanzas, que es el de revitalizar los sectores del comercio, el turismo y la restauración, el concejal ecosocialista espera del Gobierno local un procedimiento de inspección que garantice lo que determinan las normas municipales y, por tanto, devuelva la tranquilidad a las zonas más afectadas por falta de un control eficaz.