martes, 8 de septiembre de 2015

Frías pregunta al Pleno cuál es el protocolo para la detección de casos de desprotección de mayores



* La organización teme que el fallecimiento de una mujer en Los Gladiolos sea solo la punta del iceberg de una situación más grave de lo que se cree
* La concejala quiere saber con qué medios humanos y materiales se cuenta
Asunción Frías, concejala de Sí se puede en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, preguntará en el próximo Pleno ordinario cuál es el protocolo establecido para la detección y seguimiento de casos de desprotección de personas mayores y qué medios humanos y materiales dedica el Consistorio para ello.

La pregunta surge a raíz de la reciente muerte, supuestamente por inanición, de una mujer de 76 años en el barrio santacrucero de Los Gladiolos. Frías señala que “no procede” entrar, en el ámbito del Pleno, “en los detalles de dicho fallecimiento, que está siendo investigado por instancias judiciales”. Sin embargo, a partir de esta muerte, ocurrida en la última semana de agosto, y de otros casos de personas mayores en situación de vulnerabilidad, dependencia o pobreza, Sí se puede se pregunta por la intervención de los servicios sociales municipales al respecto.

La portavoz ecosocialista dijo hoy que lo ocurrido el mes pasado en Los Gladiolos, que tuvo una amplia repercusión en los medios de comunicación, podría ser solo la punta del iceberg de una situación de desprotección de personas mayores más grave de lo que se cree, e incluso de lo que detectan los servicios sociales del municipio. Por ello, Frías cree necesario conocer qué protocolos se siguen en la actualidad y, en su caso, revisarlos y mejorarlos.

Esta pregunta va en la línea programática de Sí se puede de dar un impulso a los servicios sociales municipales como uno de los ejes de actuación pública fundamentales en la capital tinerfeña. Así, la organización ha presentado a lo largo de los últimos cuatro años numerosas iniciativas para la mejora de estos servicios, tanto en lo que se refiere a su dotación de recursos humanos como en el incremento de sus presupuestos y en la implementación de metodologías participativas de prevención y promoción personal y comunitaria.