viernes, 29 de mayo de 2015

Sí se puede luchará durante el próximo mandato por el fortalecimiento de la red de servicios sociales comunitarios



Frías ve prioritario duplicar el presupuesto del IMAS y aumentar el personal
Sí se puede en Santa Cruz de Tenerife trabajará durante el próximo mandato municipal para que Ayuntamiento le dé prioridad al fortalecimiento de la red de servicios sociales comunitarios. Con la incorporación de dos nuevos concejales y la obtención de grupo municipal propio, la organización ecosocialista está en disposición de incrementar sus esfuerzos en un área como la de servicios sociales, que ya fue uno de sus principales ejes de actuación en el mandato que ahora concluye.


Asunción Frías, concejala electa de Sí se puede en la capital tinerfeña, señaló hoy que su organización trabajará desde la oposición con el mismo empeño que hasta ahora en la demanda de un modelo de servicios sociales que se adecue a la realidad del municipio, para lo cual resulta imprescindible duplicar el presupuesto del Instituto Municipal de Atención Social (IMAS) para el año 2016, aumentar el personal y garantizar la gestión pública y directa frente a la tendencia privatizadora dominante.

El incremento en las cuentas del IMAS debe ir acompañado de un aumento progresivo en años sucesivos y de una optimización del porcentaje de ejecución presupuestaria. Además, el aumento del personal de Servicios Sociales se debe producir en todos los distritos, en particular con la incorporación de más trabajadoras/es sociales, garantizando una ratio de un/a trabajador/a social por cada 3.000 habitantes. Asimismo, y al contrario de lo que ocurre en la actualidad, se deberán cubrir las bajas por enfermedad, vacaciones y jubilaciones.

Nuevas UTS
El esfuerzo inversor que propone Sí se puede debe contemplar la posibilidad de crear nuevas UTS (Centros Integrales de Atención Social) en los distritos con más demanda, como son Ofra y el Suroeste, así como una unidad itinerante que preste servicio a los núcleos más alejados, como el Parque Rural de Anaga, y a las personas con movilidad reducida o con otras dificultades para trasladarse a las oficinas municipales.

Como viene demandando Sí se puede desde el año pasado, Frías insistió hoy en la necesidad de reanudar de inmediato el servicio de información, orientación y asesoramiento jurídico a las personas usuarias y al personal de los servicios sociales municipales, que fue cerrado en abril del año pasado después de que las tres trabajadoras que lo prestaban fueran despedidas irregularmente. Este debe seguir siendo público y gratuito y ubicarse en los Centros Integrales de Servicios Sociales. Además, el Ayuntamiento deberá acatar la sentencia y readmitir a las trabajadoras.

Por último, Sí se puede seguirá trabajando por suprimir la figura del consejero delegado del IMAS y reinvertir el dinero en la contratación de personal para los Centros Integrales de Atención Social; crear un servicio de atención telefónica en todos los distritos, complementario a la atención directa, atendido por trabajadoras/es sociales, que permita acelerar algunos trámites; y establecer en todas las UTS la figura del/la auxiliar informador/a, que haga de filtro a la atención y asesore sobre aspectos relativos a la documentación necesaria para la primera cita y otros semejantes.