jueves, 17 de abril de 2014

Sí se puede tacha de “fantasmada” el carpetazo al caso padrón y reitera que irá a los tribunales



* “Llamar error administrativo a un enorme fraude va en contra de la transparencia y de la salud democrática”, afirma Asunción Frías
* La organización dice que Plasencia ha actuado como peón de CC
Asunción Frías, concejala de Sí se puede en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, dijo hoy que el intento del grupo de gobierno de dar carpetazo al caso del fraude del padrón, escenificado ayer con una comparecencia del delegado de Inspección y Evaluación de Servicios, Florentino Guzmán Plasencia (PSOE), y del segundo teniente de alcalde y responsable de Hacienda, Alberto Bernabé (Coalición Canaria), es “una fantasmada irresponsable y preocupante”.

El documento de conclusiones de la investigación interna, para la que el grupo de gobierno se ha tomado un año completo y que fue dada a conocer ayer a todos los grupos municipales, “arroja menos luz sobre las características y las causas de lo ocurrido que el informe que el propio Ayuntamiento había elaborado hace catorce meses, en febrero de 2013”, indicó Frías, que reiteró la intención de Sí se puede de denunciar este caso ante el juzgado de instrucción en las próximas semanas.

Los ediles de Sí se puede en Santa Cruz, Frías y Pedro Fernández Arcila, han detectado varias contradicciones y omisiones significativas en el informe entregado ayer por Plasencia, que incluirán en la denuncia por prevaricación, falsedad documental, infidelidad en la custodia de documentos y delito electoral que elaboran en estos días. Los concejales consideran que algunos aspectos penales pueden haber prescrito, pero otros han sido permanentes, continuados o, incluso, han ocurrido en los últimos cinco años y, por lo tanto, no han prescrito.

“Los fantasmas del padrón no se van a dejar enterrar tan fácilmente; solamente la luz de la verdad los hará desaparecer”, afirmó Frías, para quien “llamar error administrativo a un enorme fraude va en contra de la transparencia y de la salud democrática en nuestra ciudad”. En este intento de ocultar la verdad, a Sí se puede le sorprende enormemente la actitud de Plasencia, que no ha hecho lo suficiente para llegar al fondo del asunto y que, por lo tanto, ha actuado como un peón de Coalición Canaria, que es el principal responsable político de este escándalo, más allá de las responsabilidades penales que puedan derivarse.

Por último, la concejala ecosocialista dijo que es una falta de respeto a la ciudadanía que los socios de gobierno en el Ayuntamiento pretendan saldar este escándalo sin asumir ningún tipo de responsabilidad política y derivando las culpas hacia los técnicos y las empresas subcontratadas.