miércoles, 9 de abril de 2014

Sí se puede pide una auditoría que aclare las aportaciones y la gestión de las administraciones en los convenios de rehabilitación de viviendas



Arcila y Frías llevan al Pleno extraordinario un paquete de medidas, entre ellas pedir la mediación del Diputado de Común para desbloquear estos programas
Pedro Fernández Arcila y Asunción Frías, concejales de Sí se puede en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, presentarán al Pleno extraordinario sobre vivienda que tendrá lugar el próximo viernes un conjunto de 28 propuestas de resolución entre las que se incluye solicitar la realización de una auditoría para clarificar las aportaciones reales y la gestión de las administraciones implicadas en los convenios de rehabilitación del periodo 2005-2012.

La necesidad de esta auditoría se justifica en que la delegada municipal de Vivienda, Ángela Mena, insiste en atribuir al Gobierno del Estado la responsabilidad de que no se estén ejecutando dichos convenios, pero desde el Ministerio se afirma que es el Ayuntamiento y el Gobierno de Canarias los que no han cumplido con su parte del acuerdo. En este sentido, Arcila y Frías también pedirán la mediación del Diputado de Común entre las administraciones competentes para desbloquear la situación de los programas de rehabilitación y renovación urbanas.

Sí se puede también pide crear el Patrimonio Municipal del Suelo; vender los inmuebles de viviendas de la Sociedad Benéfica de Construcción La Candelaria y destinar los ingresos a dicho Patrimonio; y destinar igualmente a este la rentas derivadas de los arrendamientos de las viviendas del patrimonio inmobiliario municipal retenidas en la Sociedad Pública de Viviendas Municipales y que en 2011 ascendían a dos millones cuatrocientos mil euros.

Propuestas sociales
El paquete de propuestas que la organización ecosocialista llevará a la sesión extraordinaria del próximo viernes también incluye iniciativas de calado social, como la relativa a la promoción de programas de rehabilitación de viviendas en los que participen y se beneficien personas y familias con pocos recursos económicos. Estas personas colaborarían no solamente en el diseño y el presupuesto, sino también en la dirección y ejecución de la obra. Esta idea incluye el fomento de fórmulas de autoempleo entre los vecinos residentes en las viviendas que se vayan a rehabilitar o a reponer.

Asimismo, Arcila y Frías también exigirán el cumplimiento de todos los acuerdos plenarios contra los desahucios y, en general, todos los promovidos por la Plataforma de Afectados/as por la Hipoteca. En particular, Sí se puede quiere que se cumpla estrictamente el protocolo antidesahucios y que se garantice la paralización de todos los desahucios administrativos en el municipio.

Por último, la organización ecosocialista propone, entre otros acuerdos, promover más proyectos para facilitar el acceso a la vivienda de familias monoparentales con menores o personas en situación de dependencia a su cargo; encomendar a Viviendas Municipales que convoque subvenciones al alquiler social de carácter indefinido; y mejorar la coordinación entre Viviendas y el Instituto Municipal de Atención Social.