martes, 11 de marzo de 2014

Asunción Frías exige a Bermúdez que cumpla su compromiso de crear dos huertos urbanos por distrito



La concejala afirma que si no ha habido más demanda ha sido porque el grupo de gobierno no ha difundido suficientemente el proyecto
Asunción Frías, concejala de Sí se puede en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, exigió hoy al alcalde, José Manuel Bermúdez, que cumpla con el compromiso adquirido el pasado verano de dotar a cada distrito del municipio de un mínimo de dos huertos urbanos, dentro del plan para el desarrollo de esta actividad propuesto por Sí se puede y aprobado por unanimidad en Pleno en enero de 2012.

Frías no acepta el argumento de la concejala de Consumo y Medio Ambiente, Yuri Mas, que en la Comisión de Control de febrero contestó por escrito a Sí se puede, en relación con el cumplimiento de este acuerdo plenario, que el número de solicitudes presentadas no alcanzó las expectativas, por lo que la promesa del alcalde de contar con al menos dos huertos por distrito en enero no se cumplió.

En opinión del partido ecosocialista, si no ha habido más demanda ha sido porque el grupo de gobierno no ha difundido suficientemente el proyecto. “El Ayuntamiento ha presentado la oferta de huertos urbanos al tejido asociativo, pero la información no ha llegado a la mayoría de la población –señaló Frías–. De hecho, desde Sí se puede lo hemos expuesto en algunos lugares y nos consta que un alto porcentaje de los solicitantes de huertos se han enterado por nosotros”.

Prueba de la mala gestión que está haciendo el Gobierno local para la implantación de una red de huertos urbanos es el hecho de que no esté prevista a corto y medio plazo la creación de espacios de este tipo en Ofra, Barrio Nuevo, el barrio de La Salud o La Salle, cuando la organización ecosocialista sabe que hay colectivos vecinales de estas zonas que los han demandado y están dispuestos a colaborar para que se ejecuten.

Además, el Tagoror de Centro-Ifara aprobó una propuesta del vocal de Sí se puede, Alberto Bolaños, para la creación de un huerto en la zona alta de este distrito, pero de la respuesta dada por Mas en la Comisión de Control de febrero se deduce que el grupo de gobierno, una vez más, hace oídos sordos a las sugerencias y acuerdos que emanan de los tagorores.

Frías no entiende que, en la citada respuesta, la concejala Yuri Mas empleara expresiones como “el presupuesto es el que es” y “menor coste posible” para la implantación de los huertos, un lenguaje con el que pone sobre la mesa el escaso interés del Gobierno local en desarrollar un programa de indudables beneficios sociales, económicos y medioambientales.