viernes, 29 de noviembre de 2013

El grupo de gobierno anuncia que ya estudia la viabilidad de la central hidroeólica de Los Campitos



El Pleno aprueba una moción de Sí se puede contra la reforma del sector eléctrico que lleva a cabo el PP y a favor de las energías renovables
El grupo de gobierno del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife anunció hoy, en el transcurso de la sesión plenaria ordinaria de noviembre, que ya trabaja en el estudio de viabilidad del proyecto de central hidroeólica de Los Campitos, una idea presentada por Sí se puede al Pleno en 2012 y aprobada entonces por unanimidad.

Así lo hizo saber el concejal de Planificación Estratégica, Florentino Guzmán Plasencia, durante el debate de una moción de Sí se puede para rechazar el proyecto de Ley de Reforma del Sector Eléctrico que ha aprobado el Gobierno de España y que fue apoyada por todos los grupos excepto el del Partido Popular.

En dicha moción, los concejales de Sí se puede en Santa Cruz, Pedro Fernández Arcila y Asunción Frías, pedían también el impulso de todos los acuerdos plenarios en materia de energías renovables y especialmente un compromiso presupuestario en 2014 para comenzar el proyecto de Los Campitos.

Ante esta petición, Plasencia afirmó que el Plan Estratégico de Eficiencia Energética del municipio y el Plan de Acción para la Energía Sostenible del Pacto de los Alcaldes contempla este estudio de viabilidad, que ya está en marcha. De esta manera, la moción de Sí se puede quedó aprobada con esta puntualización por parte del grupo de gobierno.

En el turno de participación ciudadana intervinieron ante el Pleno para defender la moción de Sí se puede Araceli Reymundo y Agustín González, representantes de la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético.

En cuanto a la reforma del sector eléctrico, que debe ser aprobada ahora por las Cortes, la propuesta de Sí se puede recibió el apoyo de todas las fuerzas políticas de Santa Cruz excepto el PP –partido promotor de la citada reforma–, lo que supone el rechazo del municipio a un proyecto que, según coincidieron los grupos que lo aprobaron, se ha llevado a cabo de manera opaca, sin la participación de consumidores ni de otros sectores afectados, y que representa un castigo a las energías renovables.

En este sentido, Arcila rechazó los argumentos esgrimidos por el concejal del PP Pablo Matos, que afirmó que el Gobierno del Estado sí promueve las energías limpias en una comunidad como la canaria, territorio idóneo para su desarrollo. Por el contrario, Sí se puede considera, y así queda plasmado en la moción, que la reforma del Ejecutivo de Mariano Rajoy castiga a las energías renovables y favorece al oligopolio eléctrico.