viernes, 15 de marzo de 2013

Sí se puede cree que la supuesta inducción a la mentira sobre la Gala no es un asunto interno de CC



Arcila recuerda a Hilario Rodríguez que la posible presión que recibió desde su partido tiene una trascendencia política de primer orden
Saida, la joven accidentada. Foto de F. P. 'Diario de Avisos'.
Pedro Fernández Arcila, concejal de Sí se puede en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, consideró hoy que las supuestas presiones que recibió el edil del grupo de gobierno Hilario Rodríguez por parte de su propio partido, Coalición Canaria (CC), para que mintiera sobre lo sucedido en la Gala de elección de la Reina del Carnaval no son un asunto interno de esa formación política, sino un hecho “con una trascendencia política de primer orden”.

Durante la Comisión de Control celebrada esta mañana, Arcila preguntó a Rodríguez si era cierto lo publicado por un medio de comunicación, y reflejado paralelamente en las redes sociales, acerca de su afirmación sobre supuestas presiones durante una reunión del Comité Local de CC, el pasado mes de febrero, para que mintiera sobre lo acaecido antes, durante y después de la Gala. Al respecto, el concejal nacionalista le respondió que esa cuestión es un asunto interno de su formación.

Sin embargo, Arcila afirmó que obligar a un miembro del grupo de gobierno municipal a mentir sobre un asunto de esta gravedad no queda dentro del ámbito del Comité Local de CC, pues tiene que ver con un accidente que ha causado honda preocupación entre la ciudadanía santacrucera y, en caso de que esas presiones hubieran sido ejercidas por otro miembro del gobierno local, la gravedad de los hechos sería extrema.

El concejal ecosocialista no dio por válido el argumento de Rodríguez de que en el seno de su partido pudiera haber “un topo” que filtrara unas palabras cuya veracidad, por otra parte, el concejal nacionalista no desmintió en ningún momento durante la Comisión de Control de esta mañana. Según Arcila, “el problema no es que haya un topo, sino el hecho en sí de que le hayan obligado a mentir, tal y como ya hizo el grupo de gobierno, como ha quedado demostrado en lo que respecta al asunto de la autorización o no de fuego frío durante la Gala”.