miércoles, 23 de enero de 2013

Sí se puede denuncia las molestias que causa la actividad nocturna de la cementera de Cueva Bermeja



La organización afirma además que en la industria no hay una cabina de control municipal de contaminación atmosférica
Javier Felipe, portavoz de Sí se puede para el Distrito de Anaga, manifestó hoy su preocupación por la escasa atención que presta el grupo de gobierno del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife al barrio de Cueva Bermeja. Una buena muestra de ello es la permisividad con que se trata desde el consistorio la actividad de la cementera ubicada en este pueblo, una industria que genera un alto nivel de ruidos que afectan a los vecinos, sobre todo en horario nocturno.

Javier Felipe.
A la organización ecosocialista le resulta especialmente denunciable que esta industria trabaje, casi exclusivamente, durante este horario, cuando es obligado respetar el descanso de los vecinos, y considera que el Ayuntamiento debe poner coto a esta situación. Felipe recuerda que existen informes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que confirman que la contaminación acústica ocasiona severos daños a la salud.

El portavoz de Sí se puede, que acudió el pasado sábado al barrio acompañado de los concejales de esa formación política en Santa Cruz, Pedro Fernández Arcila y Asunción Frías, constató también la inexistencia de cabina de control municipal de contaminación atmosférica, cuando esta actividad genera una gran cantidad de partículas que dañan la salud. Felipe señaló que “este es otro ejemplo de incumplimiento del convenio entre la Consejería de Medio Ambiente del Gobierno de Canarias y el Ayuntamiento de Santa Cruz en materia de calidad del aire, asunto en el que los concejales de Sí se puede han sido bastante insistentes, tanto en los plenos como en las comisiones de control”.

En el transcurso de la última Comisión de Control, los concejales de Sí se puede reclamaron a la edil de Medio Ambiente, Yuri Más, el cumplimiento de ese convenio, entre cuyas obligaciones se encuentra el control de la contaminación –incluida la acústica– derivada de actividades industriales. En esa ocasión la responsable del área se comprometió a informar de manera detallada a la organización, por lo que Felipe espera que ese encuentro con Yuri Más “sirva para comprobar si el grupo de gobierno está dispuesto a llevar a cabo un cambio de actitud en relación con la cementera de Cueva Bermeja”.