lunes, 3 de septiembre de 2012

Sí se puede solicita la convocatoria inmediata de una asamblea vecinal en El Toscal para analizar y debatir el Plan Especial del barrio


Arcila critica que se hable de un texto definitivo del documento sin haber escuchado la opinión de los ciudadanos

Pedro Fernández Arcila, concejal de Sí se puede en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, ha solicitado hoy la convocatoria inmediata de una asamblea en El Toscal para que los vecinos puedan conocer de primera mano el Plan Especial redactado para esta zona por la corporación. Arcila critica que desde el grupo de gobierno se esté hablando de un documento definitivo cuando los ciudadanos del barrio aún no han podido contrastar su contenido.

El portavoz de Sí se puede ha querido salir así al paso de las declaraciones realizadas en la primera quincena de agosto por el concejal de Urbanismo del Ayuntamiento, José Ángel Martín, sobre el Plan Especial de El Toscal, en las que afirmaba que se reuniría con los representantes vecinales “en unos días” para exponerles el texto definitivo “durante al menos dos semanas”. Además, según recuerda el edil de Sí se puede, Martín se comprometía a llevar el documento al pleno del mes de septiembre para que fuera aprobado por la corporación.

Arcila se ha mostrado crítico con las declaraciones del concejal del equipo de gobierno por la incertidumbre que ha generado entre los vecinos de El Toscal al anunciar reuniones que después no se celebran. “Convocatorias de reuniones por prensa que después no se llevan a cabo crean bastante desazón entre los vecinos, que, lamentablemente, han visto con demasiada frecuencia promesas de participación que quedan en saco roto”, ha afirmado.

El portavoz de Sí se puede considera una burla a la ciudadanía que se hable de participación vecinal cuando la reunión concebida por el concejal de Urbanismo se limitaría a exponer a los vecinos un texto definitivo que pretende llevarse al pleno del mes de septiembre.

Para Sí se puede estos mensajes institucionales crean desánimo entre los toscaleros, que comprueban la poca importancia que el Ayuntamiento da a sus opiniones. Para Arcila es imprescindible elaborar un primer borrador que tome en consideración las sugerencias vecinales, razón por la que pide se realice una asamblea vecinal de manera inmediata. El Ayuntamiento deberá dejar claro en ese acto público que se someterá el Plan a un proceso participativo real.