sábado, 17 de septiembre de 2011

Sí se puede reclama acciones efectivas orientadas hacia la movilidad sostenible en Santa Cruz

El Ayuntamiento no muestra voluntad política de mejorar el sistema de aparcamientos ni de potenciar el uso de la bicicleta, pese a que tiene sobre su mesa desde hace años varios proyectos viables


Sí se puede reclama del grupo de gobierno del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife acciones efectivas orientadas hacia la movilidad sostenible en el municipio. Coincidiendo con la Semana Europea de la Movilidad, que se celebra desde ayer y hasta el próximo día 22, los concejales de Sí se puede Pedro Fernández Arcila y Asunción Frías lamentan que en Santa Cruz nunca se hayan desarrollado políticas en esa materia por falta de voluntad de los gobernantes.

Las propuestas de Sí se puede sobre movilidad, plasmadas en su programa electoral, pasan por la creación de una red de carriles-bici, la ampliación de las zonas peatonales y la ordenación del sistema de aparcamientos, con prioridad para los residentes en el municipio. Además, la organización propone aumentar el número de líneas y de paradas de guagua, el abaratamiento del transporte colectivo y el fomento del uso de pequeños vehículos eléctricos.

Asimismo, Sí se puede considera viable la implantación en el municipio de un proyecto de taxi compartido, así como la de un servicio de alquiler público de bicicletas en consonancia con la red de carriles-bici.

En este sentido, Sí se puede recuerda que en el año 2008 una iniciativa privada presentó al Cabildo de Tenerife un ambicioso proyecto para la implantación de una red de carriles-bici en los municipios de Santa Cruz y La Laguna. La corporación insular lo dio a conocer al Ayuntamiento capitalino, que en su día reconoció la viabilidad de la idea. Sin embargo, hasta hoy no se ha dado ningún paso para su aplicación.

Por el contrario, el único carril que es empleado habitualmente por los ciclistas en la ciudad, que parte de la avenida de Anaga en dirección a San Andrés, presenta notables deficiencias, sin que el consistorio haya adoptado alguna medida para solucionarlas. La más grave de ellas es el hecho de que la vía no llega hasta su destino –Las Teresitas–, con lo cual los usuarios que quieren ir en bicicleta a la playa se ven obligados a mitad de camino a circular sobre las aceras o por los carriles de la autovía, con el peligro que ello conlleva.

Un proyecto olvidado
Por otra parte, Sí se puede recuerda que técnicos municipales desarrollaron en el año 2007 un proyecto piloto denominado Sistema de gestión de aparcamientos en Santa Cruz de Tenerife que, entre otras medidas, proponía la creación de una empresa pública para la regulación del estacionamiento como parte de una política integral de transportes.

Dicho proyecto contemplaba una serie de acciones para la mejora del sistema de aparcamientos en Santa Cruz, algunas de las cuales Sí se puede considera viables. Sin embargo, cuatro años después de la presentación de esta iniciativa, el Ayuntamiento no ha dado ningún paso para su aplicación, en una muestra más de su nula voluntad de desarrollar políticas efectivas en materia de movilidad.